Rutinas literarias

Leo en mis vacaciones, en los aeropuertos, en un avión, antes de dormir, cuando termino mi jornada de escritura, en la consulta médica, en el dentista, mientras ceno o almuerzo, en una luz roja, mientras espero a que pase un tren, frente a la televisión encendida.

Vuelvo a leer libros que me fascinaron cuando era joven, adolescente e incluso niña, para ver si me siguen gustando y qué efecto me producen ahora.

Compro más libros, aunque todavía tengo un centenar que no he leído.

Aprovecho mis visitas a las ferias y otros eventos literarios en diferentes países para buscar libros y autores que no encuentro en mi ciudad. Suelo llevar una lista de 6 o 7 títulos imprescindibles que quiero conseguir, dejando espacio para 5 o 6 imprevistos.

Desecho uno o dos de los títulos que pensaba llevarme porque, al hojearlos, no me parecieron tan buenos como decían. Cargo con 30 más que no estaban en la lista.

Antes de regresar, necesito comprar una mochila para llevar los libros que no me caben en la maleta.

Cuando llego a casa, reordeno mi biblioteca para dejar espacio a los títulos nuevos.

Me digo que debo comprar más libros digitales por falta de espacio en mi biblioteca.

Calculo que tengo más de 2.000 ebooks en el iPad, de los cuales he leído la tercera parte.

Salen nuevos títulos que tengo que conseguir, sí o sí.

Descubro a un nuevo autor que adoro de inmediato, y ahora tengo que comprarme TODOS sus libros.

Mi viejo iPad de 64 GB me avisa que se ha quedado sin espacio.

Borro varias aplicaciones para darle entrada a otros ebooks, entre ellos, varios del nuevo autor y los de otros tres escritores más que descubrí después.

A los tres meses, se repite la situación anterior.

Medio año más tarde, mi viejo iPad se ha quedado sin aplicaciones y sin espacio para nuevos ebooks.

Me compro un iPad de 256 GB. Sigo añadiendo ebooks.

Mientras tanto, no dejo de comprar y leer libros en papel que voy amontonando encima de los estantes de la biblioteca.

2 comentarios

Archivado bajo Daína Chaviano, Lecturas, Tecnología

2 Respuestas a “Rutinas literarias

  1. Daína: me he hecho seguidor. Me encantaría que tú comentases en el mío. Es: http://www.gustavocatalanblog.com

    Me gusta

  2. ¡Siempre la lectura nos salva! En las colas, en las escuelas al campo, o como bien dices, en el dentista o el avión…Últimamente yo prefiero los eBooks porque permiten poner la letra grandota pero no hay como un libro en papel para disfrutarlo, más ahora en el otoño.
    ¡Espero tu próxima novela pronto!
    Y ese gato precioso y sin duda alguna lector ¿es tuyo?

    Me gusta

Responder a Gustavo Catalán Cancelar la respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s