Archivo de la categoría: Ballet

Adiós a Alicia Alonso: Ha muerto Giselle

En Giselle.

Para quienes pudimos admirar tantas veces su delirio de campesina enloquecida de amor y su ligereza de fantasmal willi que la convirtieron en la mejor Giselle del siglo XX; para quienes quedamos hechizados por el embrujo de su Odile, con esa creación única que ella dejó como marca obligada de la Escuela Cubana de Ballet en su famosa “vaquita”, que ni siquiera intentan (o se atreven a) imitar el resto de las escuelas de ballet del mundo, cuando montan sus respectivos Lago… ; para quienes nunca nos cansamos de los avatares de esa desdeñosa Carmen, a la cual ella supo insuflar como nadie el fiero y sensual espíritu del trópico; para quienes la vimos crear magia en cualquier escenario, ha sido el final de una era.

Ha muerto la gran bailarina. Su mito continuará más allá de toda otra percepción.

Su epitafio podrían ser estas palabras escritas desde Miami por el periodista Wilfredo Cancio Isla: “Su aporte como artista y bailarina supera todo lo demás. Se le recordará como un símbolo de la cultura”.

En Carmen, con el primer bailarín Orlando Salgado.

 

4 comentarios

Archivado bajo Ballet, Cultura, Obituario

Mis lecturas preferidas del año 2017

Como cada año, aquí les dejo mi listado de lecturas que, por una u otra razón, me sedujeron, me conmovieron o me impresionaron más. Debo decir que tuve que seleccionar con cuidado, porque he leído unos cuantos libros interesantes este año, aunque son muchos más los que aún esperan por mí en mi iPad o en mi escritorio. En esta lista hay títulos que salieron al mercado este año o hace ya unos cuantos. Aquí aparecen sin orden de publicación o de preferencia.

Sigue leyendo

1 comentario

Archivado bajo Ballet, Ciencia Ficción, Lecturas, Reseña

Maya Plisetskaya: Ha muerto el cisne.

photo

Ha muerto la bailarina Maya Plisetskaya (1925-2015), la doncella-cisne por excelencia, la inolvidable Odette-Odile, el moribundo cisne de Saint-Saëns, el más grandioso que agonizara en escenario alguno. Su legendaria interpretación de “La muerte del cisne” intentó ser copiada por generaciones de bailarinas de todas las latitudes, pero jamás ocasionaron el impacto ni dejaron el legado del suyo; ni siquiera la Pavlova manejó aquellos brazos alados como ella.

En una entrevista, al preguntársele sobre ese modo tan suyo de interpretar sus cisnes, ella contó que había pasado jornadas enteras observando el comportamiento de esas aves en los estanques y la forma en que movían sus cuellos y agitaban las alas con el fin de reproducirlo en la anatomía humana, que era tan diferente. El resultado queda para la historia en los videos y películas que recogen sus actuaciones.

La impresión que me produjo su cisne, cuando la vi a mis 6 ó 7 años en el teatro García Lorca de la Habana, dejó una huella que me acompaña hasta hoy.

Fue un privilegio haber podido disfrutar de una bailarina cuyo talento y entrega personificaron lo mejor del arte del ballet. Descanse en paz, Prima Ballerina Assoluta.

La muerte del cisne, a los 50 años (1975)

La muerte del cisne, a los 34 años (1959).

8 comentarios

Archivado bajo Arte, Ballet, Crítica, Cultura, Espectáculo, Obituario